Blogia
nuestrohabitat

MAS REPRESAS HIDROELECTRICAS EN MISIONES, ARGENTINA

La presidente de nuestro país tiene intenciones de llevar adelante la construcción de las megarepresas corpus en el río Paraná y Garabí en el río Uruguay. Esta mujer que pregona la importancia de vivir en democracia no tiene en cuenta el plesbiscito que se realizó años atrás y en el cual se le dijo no a Corpus. Sabemos que las grandes represas son el botín preferido de políticos, empresas constructoras y bancos y los misioneros vamos a ser los convidados de piedra y los que vamos a recibir los tremendos impactos sociales, ambientales y sobre la salud.

Solo debemos mirar las distintas consecuencias en todos los lugares donde existen estas megaobras. Por ejemplo veamos lo que pasó en Concordia, Entre Ríos, después de la construcción de Salto Grande: es la ciudad más pobre del país ya que durante su construcción llegaron miles de personas para incorporarse a la ejecución de los trabajos. Después que se terminó la obra muchos retornaron a sus provincias, pero muchos se quedaron y pasaron a formar parte de los suburbios de la ciudad transformandose en trabajadores ocasionales provocando pobreza en la zona. Además se debe agregar el aumento de la contaminación del río y la disminución de peces. Es importante tener en cuenta que el último verano Salto Grande estaba trabajando con tres turbinas de las catorce que posee debido al bajo nivel del río, algo frecuente en nuestra zona ya que los períodos de sequía son cada vez mayores y teniendo en cuenta que Brasil tiene varias represas aguas arribas en los dos ríos, siempre vamos a llevar las de perder.

En lugares con climas similares a los de Misiones, se expandieron notablemente las enfermedades de climas tropicales y subtropicales, como la fiebre amarilla, el dengue , el paludismo, la esquistosomiasis, tal como sucedió en  países de Africa y en Brasil. Todo después de  funcionar un gran número de  grandes represas.

Un dato que no se puede pasar por alto, y que inexplicablemente los medios de comunicación le dan poca importancia es el informe elaborado por el Instituto Nacional del Agua sobre la calidad de las aguas  del Paraná., Se constató la alta concentración de algas tóxicas y se declaró el nivel de alerta uno. Las muestras de agua de este río presentaban algas cianofíceas, que son productoras potenciales de una toxina denominada microsistina.

Las toxinas liberadas por distintas especies de cianobacterias en determinadas concentraciones pueden producir reacciones dérmicas, conjuntivitis, trastornos gastrointestinales, tumores en el hígado y ataques al sistema nervioso de animales y personas. Además el agua afectada de esta manera y consumida en grandes cantidades puede producir la muerte.

Estas especies se desarrollan en aguas cálidas y en mayor grado cuando hay contaminación y cuando hay estancamiento de las corrientes de agua. Este incremento de la concentración de contaminantes genera el aumento de la producción de algas en un proceso conocido como eutrofización., el cual hace que aumente la frecuencia y densidad de las floraciones, potenciando la aparición de cianobacterias. El predominio de éstas se explicaría por su elevada capacidad para absorber bióxido de carbono disuelto, aún en concentraciones bajas. La preponderancia de las cianobacterias en muchos sistemas acuáticos es la respuesta del ambiente a la eutrofización cultural, es decir aquella producida por el hombre. Los procesos de eutrofización ocurren en ríos represados. En el Paraná hay más de 40 embalses que retardan el escurrimiento y favorecen la acumulación de nutrientes.

En definitiva es importante tener en cuenta que las cianobacterias, favorecidas por las grandes represas hidroeléctricas alteran el equilibrio acuático, ya que degradan la calidad de las aguas y de plantas acuáticas por la producción de olor y sabor desagradables y generan toxinas que producen intoxicaciones en organismos acuáticos, peces y en el hombre tanto por contacto, como por ingestión.

Debemos rechazar estas nefastas obras y más aún sabiendo que hay otras fuentes de energía que son limpias, como la eólica, solar, etc que países como EE.UU., Alemania y muchos más están llevando a cabo y deshaciéndose de las fuentes energéticas contaminantes.

Jorge  Cavanagh.-

Fuentes: informes del grupo Cuidemos la tierra. Informe del Instituto Nacional del Agua, a raíz de un pedido de informe de la diputada Stella Peso.

 

 

 

 

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres